Agredano refleja en 40 obras sus inquietudes artísticas

RAFAEL AGREDANO. Avignon Guys - 1994. Óleo s/ tela. 213 x 203 cm. Coleccion Fundación Fran Daurel, www.fundaciofrandaurel.com

Esta retrospectiva exhibe hasta el 19 de junio obras realizadas entre 1986 y 2005 La muestra desvela temas como la religión, el humor y el cambio de identidad.

La sala Puerta Nueva abrió ayer su espacio artístico a una exposición que se muestra próxima a una retrospectiva y a una revisión de la obra del artista cordobés Rafael Agredano, de la mano de 40 obras basadas en las técnicas de fotografía, pintura y de impresión digital en papel fotográfico, que son las que conforman este Epílogo sin confirmar inaugurado ayer en la galería de la facultad de Derecho.

Uno de los dos comisarios de la exposición, Oscar Fernández, declaró que Agredano es uno de los artistas menos conocidos de la ciudad debido a que se trasladó muy pronto a Sevilla y después a Madrid con "una obra prácticamente inédita en Córdoba". El objetivo de este evento es "presentar en la ciudad para generaciones más jóvenes quién era Rafael Agredano, otro artista de los años ochenta con trayectoria internacional para que diera cierto contrapunto a la hegemonía de Pepe Espaliú".

En este sentido, Fernández comentó que Rafael Agredano desarrolló temáticas en común con Pepe Espaliú.

Tanto a la Fundación de Artes Plásticas Rafael Botí, como a la Universidad de Córdoba y la Fundación El Monte, organizadoras de la muestra, les pareció ocurrente recuperar "su memoria en aquel momento histórico y ahora en la actualidad".

De todos modos, en la presentación de Epílogo sin confirmar se quiso dejar claro que por sus características y las de la sala "no se puede hablar de una exposición antológica al uso".

Este tránsito "por los temas recurrentes, series y lugares comunes del artista cordobés" discurrirá hasta el próximo 19 de junio por un periodo que parte de 1986 hasta llegar a las últimas obras firmadas en este año.

Jesús Alcaide, también comisario de la exposición de Puerta Nueva, indicó que esta retrospectiva artística permitirá reconocer temas relacionados con la religión, mascarada y disfraz, cambio de identidad, humor, el sentido de propiedad, muy presente en todas las obras de Agredano, y su contradicción artística y personal.

Toda esta colección estará configurada mediante series que hacen que la misma "parezca de 25.000 artistas distintos debido a que cada una de ellas rompe con el mito de la originalidad o del genio del artista que sólo tiene un estilo configurador".

El vicepresidente de la Fundación Rafael Botí y diputado de Cultura, Serafín Pedraza, tildó a Rafael Agredano de "artista rompedor y atípico" que presenta "unos trabajos críticos e irónicos que pretenden conectar con la sociedad".

ALEJANDRO G. CUBEIRO

www.diariocordoba.com


Rafael Agredano,  (Córdoba, 1955).

Pintor español. Se da a conocer en los primeros años de la década de los ochenta dentro del grupo de artistas que trabaja en la galería sevillana La Máquina Española, a la vez que forma parte del equipo de redacción de la revista Figura, la cuál, desde sus páginas, pretendía realizar un cambio en la plástica andaluza hacia la modernidad. En 1983 obtiene una beca para Jóvenes Artistas del Ministerio de Cultura. En su obra combina los elementos geométricos con los figurativos, emplea un vivo cromatismo y gusta del decorativismo. Agredano utiliza grandes lienzos y acrílicos para realizar composiciones de apariencia ingenua que encubren una estudiada concepción intelectual junto a un ingenioso sentido del humor. Además de la pintura, en su obra utiliza la fotografía y la infografía y las posibilidades de las nuevas tecnologías. Ha realizado numerosas exposiciones individuales y ha participado en importantes muestras colectivas entre las que cabe citar: “Joven pintura andaluza” (1980), Caja de Ahorros de Sevilla, “Andalucía puerta de Europa” (1985), Palacio de Exposiciones de IFEMA en Madrid, “Espagne 87, Dynamiques et interrogations” (1987), Musée d´Art Moderne de la Ville de París, “Lo que puede un sastre” (1992), Museo de Arte Contemporáneo de Sevilla y “Arte español para fin de siglo” (1997), en Las Atarazanas de Valencia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *